martes, 28 de julio de 2020

DEJAR DE ESTAR EMANCIPADOS PARA VIVIR RESIGNADOS


 Entre las ideas interesantes de este libro  de Oriol Leira , Manuel  Villar  y Dani Inglada  , existe la de desmitificar la neurociencia y la neuroética . Idea que en cierta medida coincide con la de Eric Sadin en su obra " La inteligencia artificial o el desafio del siglo XXI " publicado como una anatomia de un antihumanismo radical . El punto de partida en ambos libros es la concepción del yo humano como una construcción tecnológica que convierte el ser humano en invulnerable frente a todo  Sadin empieza afirmando que lo que hay en juego en el fondo será la idea de aletheia ( verdad) puesto que si ese concepto , y camino para el pensamiento y la filosofia, reside en un algoritmo seguramente no hay poder de decisión alguno , ni deseos posible ni deliberación humana . En la tecnologia y la relación con esta inteligencia artificial está en juego la relación con la verdad. Puesto que si tal como está sucediendo hay una deriva hacia que sea el automatismo inteligente , el androide, la màquina quien tome la decisión del consumidor, del ciudadano, del votante ya no nos queda realmente verdad alguna. Digamos de otra manera lo que afirmamos ; si esta verdad es fruto del utilitarismo liberal que promueve la mejor rendibilidad del ser humano , entonces tenemos un grave problema. Puesto que recordemos que la ética neoliberal de Betham no es la misma que la de John Stuart Mill que si traza una concepción de la educación y la cultura del ciudadano libre en base a un bien común más allá de la solución mejor para el mayor número de personas. En el mundo actual triunfa más T.Bentham porque se prioriza el benefició mayor para la mayor parte de la población pero se olvida precisamente la consideración del un beneficio poco humano y más tecnologizado . O sea, que si priorizamos un modelo social de beneficio caemos en una respuesta algoritmica donde esta verdad que pone de manifiesto nuestra concepción con la realidad , queda altamente dañada. 
En este caso la tecnologia avanza y promueve un tipo de visión social que parece más avalada y fiable cuando esto nos lleva a la confusión total del concepto de inteligencia, creatividad, y discurso científico tecnológico. ¿Pero la autoridad tecnológica se impone y alcanza de manera homogenea a todos por igual ? Esta transformación digital de lo social e individual arrastra una determinada aletheia sobre la realidad. ¿Como percibimos desde la pantalla global este dia a dia ? 

No hay comentarios: