miércoles, 10 de enero de 2007

Pienso luego existo

Cuando nos preguntamos por la existencia recuperamos la pregunta por el sentido. ¿Qué sentido tiene nuestra vida? ¿ A dónde vamos? ¿De dónde venimos? ¿Quienes somos? ¿estamos solos en la galaxia?. Interrogarnos sobre todos esto y mas es empezar a dudar. Dudar ayuda muchas veces ,todo lo contrario de quien nunca duda. Dudar permite avanzar hacia delante puesto que nos lanza hacia la búsqueda de algo de lo que no se pueda dudar. Seguramente se avanza con la duda más que con la verdad. La verdad es algo que requiere seguridad y convicción. Por esto la filosofia se convertirá en el siglo XVII en una ciencia racional. ¿Qué significará esto? Confiar que la razón y no la fe pueden ayudarnos a encontrar la verdad. El conocimiento racional es el conocimiento perfecto. La razón es la substancia de la subjetividad humana, aquella facultad que permite reunir y reconciliar criterios particulares en un solo criterio común y universal.
Hasta entonces la fe que utilizaba la iglesia obliga y condiciona los estilos de vida y propone los cánones morales de una época. La nueva ciencia cambia la manera de ver el mundo. Ahora se puede empezar a dudar.

1 comentario:

Anónimo dijo...

Raquel

MIRADAS EN UN CALEIDOSCOPIO . LAS MEMORIAS DEL SILENCIO

He salido tarde . Voy con la   prisa impulsiva   -golpeando   a ritmo de titc-tac con los pies - para poder ganar al tiempo . P...